jueves, 28 de noviembre de 2013

Pico Prao Cortinas (1.558 m.) León

Nuestro objetivo del hoy, Prao Cortinas (1.558m)


Un domingo mas y puntual como siempre a las ocho de la mañana nos recoge el autobús y ponemos rumbo hacia el punto de partida de esta bonita ruta de hoy, esta ruta la cual yo desconocía por completo me sorprendió muchísimo tanto por el pico que subimos y como no, por el alucinante  bosque de robles que me dejó verdaderamente sorprendido, que maravilla de sitio.
El punto de partida de esta ruta es el pueblo de Lario en León, muy cerca de Asturias, para llegar hasta él nos dirigimos en dirección a Campo Caso, por supuesto primero paramos a desayunar en el bar Linares en Tanes, donde el pantano del mismo nombre, en este chigre tienen los mejores pinchos de carne asada de toda la zona y el par de veces que comí aquí, impresionante, bueno pues después de desayunar seguimos camino hacia Tarna, subimos el puerto y al poco de empezar a bajar ya vemos la indicación de Lario, que pueblo mas cuidado y mas limpio, cada vez me sorprenden mas estos pueblinos de León que estoy conociendo lo cuidados que los tienen, si señor, después de terminar la ruta dimos un paseo por él y me encantó.
La ruta comienza justo donde la Casa del Parque de Valdeburón, un antiguo caserío muy bien reformado que ahora un centro donde exponen todo lo relacionado sobre este Parque Regional. Cogemos la carretera local que nos conduce al pueblo de Polvoredo, un pequeño trayecto por carretera local sin nada de trafico que atraviesa prados de siega del Valle de Hornedo, justo antes de atravesar un pequeño puente que da entrada a las primeras casas del pequeño pueblo de Polvoredo nos desviamos por una pista bien indicada que sale a nuestra derecha, rápidamente empezamos a coger altura sobre el pueblo,  poco a poco seguimos cogiendo altura en suave y cómodo ascenso hasta que ya vemos la altiva figura de Prao Cortinas, nuestro pico de hoy.
Proseguimos nuestra caminata con un día espléndido y un cielo totalmente despejado y llegamos a una fuente de nombre Fuente del Pastor, con un buen abrevadero para el ganado que tanto abunda por esta zona y que no dejamos de ver durante gran parte de la ruta, desde este sitio las vistas son extraordinarias hacia la enorme planicie del Prao Las Cortinas, un extenso pastizal de uso comunal que talmente parece un enorme campo de golf. Desde este punto acometemos la ascensión al pico, giramos bruscamente a la izquierda y empezamos a ganar altura muy rápidamente y siempre teniendo el pico en frente de nosotros, esta cumbre no está nada marcada por lo que no es fácil llegar a cumbre si no vamos guiados por alguien que la conozca, nosotros siempre detrás de la buena organización de club que nos va indicando en todo momento el camino hasta dicha cumbre. Poco tiempo después llegamos a la base, la rodeamos por la izquierda, subimos por una zona rocosa con un par de fáciles trepadas y llegamos a cumbre, las vistas con el día tan sumamente despejado que teníamos eran preciosas, con una profundidad de campo extraordinaria, lo curioso fue que la cumbre del Prao Las Cortinas era tan sumamente pequeña que nos teníamos casi que turnar para hacernos la foto en ella pero como siempre tuvimos tiempo todos para hacernos fotos incluso apretándonos mucho pudimos hacer la foto de grupo.



Emprendemos nuestra ruta desde el buen aparcamiento del pueblo de Lario.


Primera parada con un día espléndido para agruparnos todos.



Llegando a una pequeña majada donde nos esperaban unos caballos para saludarnos.

Desde dicha majada ya veíamos al otoño en todo su esplendor.

Las vistas hacia el otro lado del valle preciosas.

Una vez mas se prometía una buena jornada de setas.


Otoño, cielo y paso de aviones.

Emprendemos nuestra subida hacia cumbre.

Vamos ganando altura a media ladera.

Una pequeña y fácil trepada y ya casi estamos en la cumbre.



Preciosas vistas desde la cumbre con un día tan despejado, al fondo Lario, punto de partida y punto final de nuestra ruta de hoy.


Al poco emprendemos de nuevo el regreso por el mismo itinerario hasta que llegamos de nuevo a la fuente, por el camino de vuelta aprovechamos para recoger alguna que otra seta ya  quehabía gran cantidad como es normal en esta época, al poco nos volvemos a agrupar todos, senderistas y los que subimos al pico y emprendemos de nuevo el camino. Proseguimos ahora el marcado camino y llegamos a una collada donde ya vemos las indicaciones de la ruta la cual nos introduce poco a poco en el bosque en cuya umbría encontramos un ancho camino forestal que entre arboleda nos conduce sin ninguna perdida al bosque el cual nos sitúa en una breve y cómoda subida en la otra vertiente hacia la solana del valle de Hornedo, al poco y sin contar con ello llegamos a un precioso claro en medio del bosque donde encontramos un restaurado “chozo” con su típica cubierta vegetal y un corral para el ganado muy próximo a él.
Con el espléndido sol que teníamos a esta hora decidimos comer en esta magnífica atalaya (ver foto) y disfrutar comiendo de este magnífico lugar, después de disfrutar del bocadillo y de la bota de vino en este magnífico lugar que elegimos para comer emprendemos de nuevo la marcha. El tramo que nos queda hasta llegar casi al final de la ruta de hoy es un precioso paseo en cómoda bajada y disfrutando del magnífico bosque de Monte Renedo el cual me dejo verdaderamente impresionado en esta época del año, a mediada que vamos perdiendo altura nos adentramos en una zona  de robledal con algún que otro haya, dando al lugar un colorido de ocres inigualable, por otro lado el suelo parecía una autentica alfombra a nuestro paso, poco a poco el camino se va ensanchando a través del bosque y nos va situando ya de nuevo en otras grandes praderías donde ya podemos divisar no muy a lo lejos Lario, punto final de esta espléndida ruta otoñal, al poco ya estamos de nuevo en la plaza del pueblo junto a la Casa del Parque donde damos por finalizada la ruta. Como siempre una vez cambiados de ropa damos un pasein por este bonito pueblo y por supuesto aprovechamos para tomar algo en uno de sus chigres para quitar la sed y contribuir algo con los pequeños comerciantes de los pueblos, porque cincuenta consumiciones de golpe no se venden todos los días y creo que es lo menos que podemos hacer por estos pueblos.
Pablo Lara.

Dificultad: Ninguna.
Tiempo: 5 horas (parando a comer).




Una vez disfrutado de la cumbre empieza nuestro descenso hacia la entrada del bosque.


Si miramos hacia atrás vemos nuestra cumbre de hoy, Prado Cortina(1.558m).

Llegando a un "chozo" tradicional de la zona.



El alto del bosque donde se encontraba el "chozo" fue el sitio elegido para comer, con un sol y una temperatura inmejorables.


Emprendemos de nuevo la entrada al impresionante bosque.




Hacía mucho que no disfrutaba tanto de un bosque.


Al fondo Lario, punto de inicio y punto final de la ruta de hoy.

2 comentarios:

Cienfuegos dijo...

No conocía esa cumbre. Se ve una zona preciosa para cercarse en otoño. La verdad es que me cuesta un triunfo cruzar el puerto, pero está bien saber de sitios cerca al otro lado de la cordillera para esos días que por aquí hace malo y nada más empezar a bajar por la vertiente leonesa, despeja.
Un saludo

Pablo Lara dijo...

La verdad que también a mi me cuesta cruzar el puerto pero últimamente estoy conociendo unas rutas muy cerca de Asturias que desconocía y que merecen la pena conocerlas Cienfuefos, un saludo.